¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

REPARACIÓN - TU PC COMO NUEVO

Antes de tirar tu ordenador o comprarte otro porque se ralentiza y no hay quien trabaje con el, déjalo en mis manos.

REPARACIÓN COMPLETA  40 €
Incluye reinstalación de windows, limpieza de ventilador, limpieza de virus y cambio de pasta térmica

SERVICIOS

Reparaciónes en menos de 24 horas

  • Instalación de cualquier windows
  • Limpieza y comprobación de todo tipo de virus y archivos innecesarios
  • Limpieza de ventilador.
  • Limpieza de componentes con spray de aire comprimido
  • Cambio de disco duro
  • Revisión de los conectores internos
  • Solución de errores en el sistema
  • Ampliación de memoria RAM
  • Sustitución de lector DVD por un disco duro adicional
  • Cambio de pasta térmica

LA IMPORTANCIA DE CAMBIAR LA PASTA TÉRMICA

La pasta térmica es una de las principales causas de un mal rendimiento.
Es por eso que solo trabajo con la mejor pasta térmica del mercado, que está compuesta por un 99,9% de plata pura micro ionizada, de oxido de aluminio, de partículas de oxido de zinc, nitrato de boro y de partículas de cerámica.
Gracias a estos componentes permite el mejor, y hasta ahora inigualable intercambio térmico entre el microprocesador y el disipador.

El cambio de pasta térmica tanto del procesador como de la tarjeta gráfica debe realizarse una vez al año, y aún más, si nuestro equipo está encendido muchas horas al día, ya que la pasta térmica se seca, se cuartea, y por supuesto pierde todas sus propiedades como transmisor de calor.

Un buen estado de la pasta térmica, implica que nuestro procesador estará evacuando de manera adecuada el calor que genera la cpu directamente al bloque disipador mediante una transferencia óptima. El uso cotidiano de nuestro ordenador hace que la pasta térmica sufra un desgaste “normal”, al permanecer continuamente a una temperatura elevada, pero ese es su cometido y para lo que ha sido fabricada. El problema llega cuando nuestra pasta térmica ha perdido sus propiedades, con lo que su función como transmisor de calor, baja drásticamente, y conlleva que nuestro procesador se caliente más de lo aconsejable. Esto genera problemas a su vez de rendimiento, ya que a mayor temperatura, menor rendimiento dará la cpu. Pero los problemas no quedan ahí, ya que una temperatura de trabajo excesiva, puede provocar reinicios inesperados del equipo.

SUBIR